Presbicia

Presbicia

Presbicia

Presbicia:

La presbicia o vista cansada, es una disminución de la capacidad de enfoque del ojo que provoca una pérdida de nitidez en la visión cercana. Suele producirse a partir de los 40-45 años. La presbicia es la incapacidad de enfocar de cerca, un problema relacionado con la refracción dentro del ojo.

¿Por qué se produce?

Se debe a una pérdida de elasticidad del cristalino (lente natural del ojo), que se encuentra entre la córnea y la retina.
Con la edad, el cristalino pierde elasticidad y capacidad de enfoque, dando lugar a la vista cansada.

¿Cómo se produce?

Las personas con vista cansada tienen dificultades para enfocar imágenes cercanas, lo que provoca una sensación de que las letras “bailan” o están borrosas.
La presbicia puede originar dolor de cabeza al fijar la vista durante mucho tiempo en un libro o en la pantalla de la computadora.

¿Cuál es el tratamiento?

La presbicia no se cura, sin embargo se corrige con lentes. Existen diferentes opciones para compensar la pérdida de acomodación o capacidad de enfoque del cristalino, como el uso de lentes bifocales o progresivos de montura y los lentes de contacto.

Los lentes bifocales están diseñados para ofrecer nitidez en la visión lejana en la parte superior del lente y en la visión cercana en la parte inferior.

Los lentes progresivos o multifocales, ofrecen visión nítida a todas las distancias, ya que el cristal es tallado para que exista una transición progresiva desde la parte superior del lente para visión lejana, pasando por la parte central que permite ver claramente una distancia intermedia (como la usada para ver la computadora) y hasta la parte inferior donde el cristal está calculado para ofrecer visión nítida a cortas distancias.

Si el paciente lo desea, pude utilizar lentes de contacto multifocales o la modalidad de monovisión, en la que se adopta un lente de contacto en el ojo dominante para mejorar la visión lejana, y en el ojo no dominante para mejorar la visión cercana.